in Agua - Oscar De Molina - Solán de Cabras

Solán de Cabras, UN REGALO DE LA NATURALEZA. El agua. (1)

Oscar de Molina Bartender Solán de CabrasEn este blog voy a hablaros del hielo y del agua. Siendo embajador de Solán de Cabras no quiero dejar de contaros lo que para mi es esta agua mineral.

Solán de Cabras, UN REGALO DE LA NATURALEZA

Nuestra agua se origina en el interior de la tierra, donde los minerales se absorben siempre en la misma medida y el agua brota a 21ºC. Gracias a esta composición equilibrada, Solán de Cabras es sana y libre de contaminantes.

Por eso tiene ese sabor suave y fino al paladar.

NACIDA EN UN ENTORNO PRIVILEGIADO.

Cada vez que abres una de nuestras botellas de Solán de Cabras y saboreas su interior, estás bebiendo agua pura de un único manantial situado en Cuenca.

Por esta y muchas otras razones en cuanto al agua para hacer el hielo, no me complico mucho; yo uso agua mineral Solán de Cabras pero no falta el experto que opine que el agua debe ser filtrada, de preferencia pasada por ozono… muy complicado.

Voy a describir aspectos interesantes para conocer este producto tan necesario e importante en los bares.

-Los antiguos griegos y romanos ya enfriaban sus bebidas en verano con el hielo invernal que almacenaban en instalaciones especiales (aunque ya en el 3000 a.C. los mesopotámicos hacían acopio de hielo). 

– Los árabes potenciaron el uso de la nieve y el hielo para conservar, refrescar, hacer helados e, incluso, para usos medicinales.

– La industria del hielo comienza en la Edad Moderna. Cada pueblo tenía su nevera, el pozo en el que almacenaban un trozo de lago helado que, aislado con paja, se comercializaba en verano en conventos, hospitales, cuarteles…

 “Limpio de polvo y paja: así debía llegar el hielo al consumidor según Cédula Real, y así ha llegado esta expresión a nuestros días.

-La famosísima industria heladera italiana tuvo sus inicios en Sicilia, donde bajaban el hielo del Etna a lomos de caballerías hasta Palermo y las principales ciudades de la isla, y lo usaban para su venta a domicilio y para la confección de helados.

 Estados Unidos dominó el mercado del hielo en el XIX.

Un ejemplo: las 240 Tm. de hielo que el americano F. Tudor envió en 1805 del río Hudson a La Habana.

 -El hielo artificial se desarrolla a partir de las máquinas de refrigeración inventadas por J. Gorrie, F. Carré y, sobre todo, el americano Linde (1888).

 -Del hielo en barras al hielo envasado: la primera empresa española de cubitos de hielo data de finales de los 70.